domingo, 23 de enero de 2011

Croquetas de papa y queso

Las croquetas se pueden hacer al horno, no tienen por qué ir fritas. Estas croquetitas de papa están riquísimas, y con las cantidades de esta receta salen una buena cantidad. Así que es muy buena idea para recepciones, aportaciones a fiestas, etc., ya que son fácilmente transportables y les gustan a todo el mundo (¿a quién no le gusta la papa y el queso?). La preparación, hasta el momento del empanado, es muy fácil y rápida. Una vez hecha la pasta, es medio fatigoso ponerse a empanar todas las croquetitas, y vamos a tender a hacerlas cada vez más grandes para terminar más rápido. Pero vale la pena, son riquísimas.


Necesitamos

- 1 1/2 kg de papas,
- un chorro de leche,
- 2 puerros,
- 1 cebolla,
- 175 g de queso rallado,
- abundante perejil fresco picado,
- 2 o 3 huevos, para rebozar,
- pan rallado.

Preparación

Pelamos las papas, las cortamos en cubos, las ponemos en una olla llena de agua con sal, y al fuego, hasta que estén tiernas. Las colamos, dejamos que se enfríen un poco, y hacemos un puré, con un poco de leche (y algo de nuez moscada).
Mientras se hacen las papas, cortamos los puerros en rodajas y picamos la cebolla. Los ponemos en una sartén profunda con agua, y los cocinamos en agua, agregando un poquito de sal. Cuando el agua se haya evaporado, si todavía no están bien tiernas, incorporar más agua, hasta que las verduras estén bien, bien tiernas. Luego, escurrir si hiciera falta.
En un cuenco, colocamos el puré, el puerro y la cebolla, el perejil picado fino y el queso rallado. Salpimentamos, y si todavía está muy caliente dejamos enfriar un poco más (no nos quememos las manos).
Preparamos en un plato hondo dos huevos batidos con dos cucharadas de agua, y en otro plato, el pan rallado. Formamos croquetas con el puré, y las pasamos por el huevo y el pan rallado. Podemos freírlas, o podemos hacerlas al horno, en todo caso dándoles la vuelta cuando estén doradas. Al horno tardan un poco más, pero son menos pesadas.
Que aprovechen.